Fuera de Serie - De Motos · PDF file o incluso con las mismas motos deportivas, las cuales...

Click here to load reader

  • date post

    26-Sep-2020
  • Category

    Documents

  • view

    0
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Fuera de Serie - De Motos · PDF file o incluso con las mismas motos deportivas, las cuales...

  • 1�www.demotos.com.co

    Hornet 900Honda Texto y Fotos: JCP

    sucede con los celulares, con los computadores o incluso con las mismas motos deportivas, las cuales así no seamos capaces de aprovechar ni en un 50% de sus posibilidades, sentimos la necesidad de cambiarlas al ritmo en que éstas se van renovando.

    Pero esto no es ningún curso de mercadeo de productos, ni un estudio sobre la sociedad de con- sumo, la cual, después de que se haya consumido el planeta, seguramente terminará por consumirse a si misma. Esto es una prueba de una máquina fuera de serie, una verdadera moto desnuda, de genes deportivos, que conserva un estilo muy clásico, con farola redonda y tablero análogo con dos esferas, una moto que exhibe sin ninguna vergüenza su voluptuoso motor de cuatro cilindros que encierra 919 centímetros cúbicos de puro músculo. No podría negar que este tipo de motos me enamoran desde que tengo esta enfermedad por todo lo que tenga dos ruedas y un motor, aunque en esta Honda hay algo que se sale de los cánones más puristas de las naked de corte clásico y son sus dos escapes saliendo por debajo de la cola, los cuales no lucen nada mal tampoco, pero si nos vamos a poner rigurosos deberían estar a ambos costados y ojala bien generosos en dimen- siones y protagonismo, pero esta máquina tampoco es una reliquia que digamos y para nada pretende serlo, sino mostraría un 4 cilindros refrigerado por aire y no un propulsor heredado de una RR con refrigeración líquida; de igual manera su chasis sería perimetral de tubería redonda y no un exótico bastidor de una viga central de acero que se asemeja a una columna vertebral; así mismo en vez de un único amortiguador en la parte trasera veríamos dos de ellos, con depósito de gas, fijados a lado y lado del robusto basculan- te de aluminio, pieza que por cierto es imponente en esta moto.

    En resumidas cuentas esta no es una moto común y corriente, tampoco es una pieza sacada del museo o que pretende ser una copia nostálgica de las naked de antaño, la Hornet europea o 919 como se le conoce en USA es el resultado de la fusión de una mecánica tomada de la deportiva

    modelo del que llegaron al país unas pocas unidades importadas por Honda y de las cuales pudimos probar una por cortesía del concesionario Honda Enmoto (www. enmoto.biz). Picadura de avispón De los 130 caballos a 10.500rpm que originalmente entregaba este motor tetracilíndico en su versión deportiva RR, pasó a 108 potros a 9.000rpm, los cuales son mucho más domables, pero igualmente suficientes para imprimirle a esta devoradora de asfalto un ritmo endemoniado. Pero más importante y notorio que la reducción en la cifra de

    potencia es el cambio conseguido en la curva de torque, que se mantiene prácticamente igual en la cantidad (9,38 kg-m de la CBR contra 9,28 de la Hornet), pero con la gran diferencia que en la moto desnuda los entrega a tan solo 6.500rpm, mientras que en la deportiva era necesario subir el

    CBR 900RR Fireblade de 1998 y la ciclística de la exitosa Hornet 600, que lógicamente fue robusteci- da en todos los aspectos para acoger el propulsor de 919cc. De ahí surge esta espectacular moto que fue presentada en 2001 y que se mantuvo en el mercado con muy pocos cambios hasta 2007,

    Podría decirse que esta moto pertenece a una especie en extinción, pero no es por falta de argumentos, de eso no nos ha quedado duda después de probarla, su desaparición podría deberse a las estrategias de “marketing” de los fabricantes, quienes han entendido que para vender

    más tienen que hacer que las motos pasen de moda rápido y en ese esquema máquinas como esta van cediendo el paso a modelos de diseños más revolu- cionarios, los cuales se pueden reciclar con mayor frecuencia, haciendo que el cliente sienta la necesidad de salir a estrenar mucho más rápido, tal como

    Esta es una naked de genes deportivos, que conserva un estilo muy clásico y que exhibe sin ninguna vergüenza su voluptuoso motor de cuatro cilindros y 919 centímetros cúbicos de puro músculo.

    La Hornet es una moto muy efectiva en nuestras carreteras de montaña, donde es todo un placer aprove- char su gran torque y manejabilidad.

    El diseño de los escapes es interesante, pero le falta.

    Esta es una naked de genes deportivos, que conserva un estilo muy clásico y que exhibe sin ninguna vergüenza su voluptuoso motor de cuatro cilindros y 919 centímetros cúbicos de puro músculo.

    FS Fuera de Serie

    12 www.demotos.com.co

  • motor hasta 9.000 vueltas para tener todo el torque “en la mano”. De ahí que nuestra protagonista sea un misil acelerando desde abajo, algo que se disfruta especialmente en carretera y más aún en nuestras vías montañosas, donde ese magnifico torque le da una ventaja sorprendente cuando se enfrenta a las afiladas RR de última generación, seguramente a eso debe su nombre (Hornet) que en español sería avispón, un insecto cuya picadura nos toma por sorpresa y duele demasiado. Dolor que debe sentirse cuando uno va en un bólido de 30 o 40 caballos más y ve como estos dos mofles de acero se le colocan al frente en plena aceleración a la salida de una curva, aunque esta ventaja solo aplica en carreteras de curvas con rectas cortas donde ese empuje desde abajo marca una diferencia a favor, porque una vez que el horizonte se abre y aparecen las rectas es poco probable que con el pecho al viento se pueda dar batalla a cualquier moto carenada, pero eso es algo que debe tener claro todo el que se suba a una moto desnuda como esta. Placer al desnudo El gran placer que encierra una moto de este tipo se encuentra por una parte en la belleza de sus formas que exhiben toda la mecánica sin pudor al-

    Coraza en fibra de vidrio liviana de gran ajuste y comodidad. Cerrado de visor con tecnología One Touch y 95% de protección UV. Pantalla antivaho resistente a las ralladuras. Interior anti humedad, antibacterial, cómodo, removi- ble y lavable.

    Abatible en fibra de vidrio liviana de gran ajuste y comodidad. Visor con tecnología One Touch, cierra con los guantes puestos. 95% de protección UV. Pantalla antivaho resistente a las ralladuras. Interior anti humedad, anti- bacterial, cómodo, removible y lavable.

    Intercomunicador inalámbrico de piloto a pa- sajero, con conexión inalámbrica y tecnología Bluetooth® que permite el uso de celular, audio o GPS en sonido estéreo; audífonos de alta resolución que suprimen el ruido externo. Batería recargable de litio.

    Fabricada en Denier Carbolex® de calibre 600, resistente al agua y a la carretera. Forro térmico. Gran sistema de ventilación. Materia- les suaves y cómodos. Sistema de cerrado de fácil acceso y ajuste perfecto. Múltiples bolsi- llos para todo tipo de implementos.

    Ofrece gran resistencia por sus materiales. Barrera resistente al agua Rainguard®. Sis- tema avanzado de ventilación. Sistema de ce- rrado de fácil acceso y mayor protección ante el ambiente. Materiales suaves y cómodos con ajuste perfecto. Múltiples bolsillos.

    Prenda muy bien ventilada con protección excepcional, especialmente en las áreas de impacto. Forro removible para doble uso (Frío- calor). Cómodo cuello estilo oriental. Materia- les suaves y cómodos con ajuste perfecto. Múltiples bolsillos.

    guno, y en la Hornet esto si que es cierto gracias a su configuración de chasis que al ir por el centro de la moto prácticamente ni se ve, salvo por las vigas que bajan detrás del radiador y por las piezas de fundición que soportan el basculante, los posapies y la parte posterior del motor, por lo demás todo el protagonismo se lo lleva el hermoso motor de 4 cilindros refrigerado por agua y su sistema de escape con salida 4 en 1 que se subdivide al final en el doble escape en acero, cuyo diseño peca por ser demasiado simple, pero sin embargo en conjunto con toda la moto se ve muy bien, siendo un rasgo que la identifica.

    Otra parte del placer llega cuando uno se sube y descubre una moto que lo recibe con total comodidad, ofreciendo una posición de manejo en la que los kilómetros se pasan casi sin sentirlos y esto no solo aplica para el piloto, sino también para su acompañante. La “culpa” de esto la tiene en gran medida el generoso asiento de dos niveles en el que uno se puede sentar a sus anchas a disfrutar del manejo, pero también juega un papel importante la ubicación del manubrio y de los posapies, pensados para quienes gustan de un manejo deportivo, pero sin que ello implique do- blarse como un piloto de carreras. Adicionalmente,

    como buena Honda que se respete, la suavidad de todos sus controles es destacable y esto le suma muchos puntos a favor.

    Pero el verdadero placer solo se siente una vez que hemos rodado con ella lo suficiente para comenzar a exprimirle todas sus capacidades y digo esto porque no es esa moto en la que uno se sube y de inmediato la tiene en las manos, tampoco es que sea difícil llevarla, pero una cosa es subirse en ella y dar un paseo relajado, que lo hace de maravilla gracias a la dulzura de su motor en bajas, y otra muy diferente es sacarle el jugo a los 919cc, al chasis, a los frenos y a las suspensiones, que sin ser equiparables a los de una RR, tampoco son los de una simple moto de turismo de alta cilindrada. Adiós a la ciudad Esta es una moto que definitivamente no fue pensada para moverse al ritmo de la ciudad, a no ser que vivamos en Ciudad Gótica y podamos movernos como Batman en su último monstruo de 2 ruedas, pero como ese no es nuestro caso, y aquí, por más pico y placa que se i